julio 25, 2008

Zumbido nocturno

Posted in Anecdotas, el Ken, Tolonterias a 9:48 am por La Petite en Belgique

Zzzzzzzzzzzzzz. Un zumbido en mi oído izquierdo.

Abro los ojos y veo la habitación en penumbra. Miro al maldito digicorder de Telenet y veo en el display de 7 segmentos verde que son las 3 de la mañana. Mierda, parece que después de matar a aquel animalote con alas todavía quedaba uno más.

Yo me iba a meter en cama y el Pequeño yacía ya casi inconsciente, completamente agotado, cuando veo un mosquito del tamaño de un tigre de bengala deslizándose por el techo. Cojo una de mis chanclas y, una vez armada, me subo a la cama preparada para iniciar la caza.

– ¿Necesitas ayuda?

– Eh… mmmh… sí, yo no le llego al techo, pero tú sí.

(Abro un paréntesis para comentar que cuando el Ken y su hermano tenían menos uso de razón, se dedicaban a llenarle el techo a su madre de huellas dactilares. Ante lo cual ella se escandalizaba y los armaba con trapitos para limpiar el desaguisado. Es lo que tiene ser alto. Ya os contaré más anécdotas causadas por ese 1.92 m de estatura).

Armado con mi chancla fue corriendo detrás del maldito quejándose de que tenía tanto sueño que el bichejo le parecía 5 veces más rápido que él mismo. Acabada la faena y, tras limpiar esas patas de dos centímetros del techo, nos fuimos a dormir.

Hasta que a las tres de la mañana un zumbido en mi oído izquierdo me despertó. Siempre he sido un poco quisquillosa con esto de los mosquitos, en parte debido a la especial atracción que sienten por mí. Ya puede haber un montón de personas en una habitación, que los muy desgraciados siempre vienen a por mí (recuerdo las cuarenta y pico picaduras con las que volví de Grecia, mientras mi madre tenía la piel impoluta). Por eso siempre que oigo el zumbido, salgo a la caza del mosquito, con deseos irrefrenables de matar. Esta sed de sangre se ha visto agravada desde que estoy aquí. Desconozco la razón, pero al parecer soy alérgica a los mosquitos belgas. Cuando me pican los de España tengo la típica pequeña hinchazón y algo de picor. Pero aquí las picaduras se me ponen de un tamaño entre pelota de ping-pong y pelota de tenis, toda esa área de un color entre rojo y morado y cuya mancha me dura entre uno y dos meses. Por no hablar del picor insoportable durante una semana que hace que casi prefiera cortarme el brazo.

Es por esto que a las tres de la mañana me levanté y busqué las armas más silenciosas que pude encontrar. Todo para no despertar al Pequeño, que dormía plácidamente como un bebé (también debo decir que suele dormir como un tronco, aún recuerdo el día que solté un alarido por un calambre nocturno en un gemelo y ni siquiera se enteró). Fui a la cocina y cogí una de esas pastillitas que se ponen un cacharrito provisto de una resistencia que se calienta al enchufarlo. Como quería una muerte rápida (no fuera a ser que le diera tiempo a picarme), y sabiendo que teníamos dos ventanas abierta, cogí el spray mata-moscas y mosquitos con los ojos inyectados en sangre y le dije: Muere!

No volví a oir el zumbido ni esta mañana me levanté con ninguna marca en el cuerpo, por lo que deduzco que el maldito pasó a mejor vida. RIP.

Anuncios

3 comentarios »

  1. arroaz said,

    Jajajajajaja!

    Prueba a irte de cámping a la zona de lagos de Finlandia, que dicen que pican de vicio.

    Buah, pues cuando estaba en Inglaterra me entró un par de veces una avispa gigante en mi habitación, y la coña es que se agarraba debajo de la silla. La primera vez, la vi a tiempo, pero la segunda, llevaba un rato sentado escribiendo en el ordenador cuando escucho un ruido raro. Miro, y ahí estaba la puta avispa tamaño helicóptero.

    Recuerdo un invierno cuando yo tenía unos 11 años que me pasaba las noches despertándome con zumbidos y dando zapatillazos contra las paredes.

  2. Lo de despertarme y buscar mosquitos lo he hecho toda mi vida 😦

  3. dragonfly said,

    🙂

    Mi mama, que mide como 1.55, armada con un trapo de cocina, es capaz de acabar con todo mosquito que ose pasearse por casa

    Y prácticamente solo nos pican a ella y a mi. A mi padre le esquiva XD


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: